Elimina El Dolor De Cuello En 60 Segundos Con Esta Técnica Fácil


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 

 

 

 

 

 

 
 

 

 

 
 

 

 

 

 

 

 ¡Hola! ¿Sufres constantemente de dolores en el cuello? ¿Te gustaría conocer una marera eficaz de acabar con ellos? Entonces presta mucha atención y toma nota.

A continuación te mostraremos varias técnicas que podrás usar para deshacerte fácilmente del dolor de cuello. ¿Quieres saber más? Quédate hasta el final y descúbrelas.

Fabulosas Técnicas Para Eliminar El Dolor De Cuello En 60 Segundos

El dolor o rigidez en el cuello puede deberse a diferentes causas como: estar mucho tiempo sentado en mala posición, dormir mal, hacer algún mal movimiento al entrenar, estrés o pasar un largo periodo de tiempo frente a la computadora.

Este dolor puede ser muy molesto y desagradable si no lo tratamos con tiempo, por eso es importante darle atención inmediata y esto puede ser con estas sencillas técnicas caseras como:

1. Estiramiento.
Puedes hacer tu propia rutina de estiramiento fácilmente en tu escritorio o en tu automóvil. Para comenzar sentado, mueve los hombros hacia atrás y hacia abajo diez veces.

A continuación, ponga sus manos detrás de su cabeza y empuje su cabeza hacia atrás y cuenta treinta segundos. Por último, mueva su cabeza hacia un lado, llegando a la oreja hacia el hombro. Repite diez veces en cada lado.

2. Duerma correctamente.
Acuéstate boca arriba de espaldas con una o más almohadas bajo las rodillas y otra almohada pequeña bajo el cuello. Si el dolor persiste consulta a tu medico para que te recomiende una almohada especial para el cuello o collarín.

3. Calor.
Aplica una almohadilla térmica en el cuello por diez o quince minutos, también un baño con agua caliente puede relajarte y aliviar el dolor en el cuello.

4. Masaje con aceite de ricino.
Es recomendable masajear la parte del cuello con este aceite para aliviar o deshacerte del dolor. Calienta ligeramente el aceite de ricino y masajea los músculos de tu cuello.

Puedes hacerlo tú mismo o con ayuda de otra persona para llegar a los músculos alrededor de la espina dorsal superior.

5. Estiramiento miofascial.
Comience estirando el cuerpo y dejando caer la barbilla hacia el pecho. Coloque las manos juntas o una toalla en la base del cuello y use el peso de los brazos para estirar suavemente el cuello, el hombro y los músculos de la espalda.

6. Auto masaje de sesenta segundos.
Te diremos cómo usar solo tus manos para aliviar la rigidez en el cuello causada por un calambre muscular.

Primero, encuentra el punto dolorido. Si está en el lado derecho del cuello, presione firmemente el nudo con los dedos de su mano izquierda.

También puedes usar una pelota de tenis para amasar la rigidez. Gira ligeramente la cabeza en la dirección opuesta al calambre y dobla en diagonal, como si trataras de tocar la axila con la barbilla. Repita todos los pasos aproximadamente veinte veces para un total de sesenta segundos.

7. Té de canela y cúrcuma.
Este es un eficaz remedio casero que te ayuda a liberar la tensión muscular y alivia la inflamación. También las bolsas de té de manzanilla húmedas usándolas como una cálida compresión para aliviar la rigidez en el cuello.

Dos ejercicios sencillos que también puedes probar

Realiza cada ejercicio de diez a quince veces, una vez por la mañana y de nuevo antes de dormir.

1. Relaja el cuello y comienza a bajar lentamente la cabeza hasta llegar tu barbilla hacia tu pecho, permanece en esa posición por algunos segundos. Relaja el cuello y espalda cada vez que doblas el cuello

2. Relaja el cuello y comienza a inclinar la cabeza a la derecha, intentando tocar el hombro con tu oreja. Sostén tu cabeza suavemente con las puntas de los dedos por algunos segundos, luego repite hacia la izquierda.

Gracias por visitarnos 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *